Image default
Reseñas PS4

Reseña – Maneater el extraño juego de ser un Tiburón

Maneater es uno de esos juegos extraños que nos da curiosidad probarlo; en esta reseña te decimos si vale la pena

Actualmente el mercado de los videojuegos es realmente amplio. Es sorprendente la cantidad de proyectos originales, creativos y asombrosos que se publican cada mes. No importa el presupuesto que venga consigo; si el videojuego está acompañado con un concepto bien desarrollado y muy creativo es seguro que acaparará la atención y superará expectativas de ventas. Maneater es ese tipo de juegos que en un principio nos da curiosidad por probar. El solo hecho de tomar el control de un tiburón hacer ver el videojuego como un concepto extraño. Debo decir que este concepto salió satisfactoriamente bien, pero para ser un videojuego que se sale de lo convencional se queda corto y falto de desarrollo.

 

La historia de Maneater narrada como un documental de cazadores de tiburones

Maneater-historia

La historia parte con una idea que me parece maravillosa. Tomar el desarrollo de la historia de Maneater como si se tratara de una especie de Reality Show o el típico programa de TV estadounidense donde presenta las vidas de personas con trabajos inusuales. Los cazadores de tiburones que se han adjudicado el trabajo de mantener controlada la población de tiburones y a rayas de las playas y ríos más concurridos de las zonas del videojuego. En la aventura, el protagonista pierde el brazo debido a un feroz ataque de un tiburón adulto que recién logra cazar; aquella presa resultó ser un tiburón hembra y su cría es quien lo deja mal herido. Ahí donde comienza nuestra aventura para hacer sobrevivir y desarrollar esta cría de tiburón, llevarlo a la edad adulta, y por supuesto, convertirlo en el terror del océano.

La historia de Maneater se complementa con datos científicos sobre la vida de los tiburones. Una vez tomando el control del tiburón, el desarrollo de la historia de los cazadores queda en segundo plano; algo que me parece adecuado, pues el videojuego trata de la vida de los tiburones y el océano, quiénes son sus rivales, además de los humanos, y cómo se ve afectado su hábitat por el desarrollo humano; esto último lo podemos en los propios escenarios del juego. Sólo con mostrarlo ya es una dura crítica de lo devastado que ha quedado el océano sólo por el interés de unas cuantas compañías y gobiernos.

El narrador del documental también muestra datos duros y hace comentarios irónicos que pueden resultar muy crueles, diciendo que las campañas de conservación y cuidado del medioambiente y algunos acuerdos gubernamentales no han servido para nada. También, de que a pesar de que algunas especies de tiburones están protegidos, no ha impedido que continúe disminuyendo la población a manos del desarrollo humano o la cacería ilegal. Todo esto nos hace reflexionar y darnos cuenta la escasa conciencia que tenemos del ambiente marino.

Jugabilidad: Luchar y devorar

Maneater- Depredador Alfa

Como dije hace unas líneas atrás. El deber del jugador será convertir al tiburón en la criatura más temible. Se comienza como una cría de tiburón. Devorar y luchar contra otras criaturas del mar ayudarán al desarrollo del tiburón. Se deben cumplir ciertas misiones para que la historia progrese. Conforme avancemos se irá desarrollando el árbol de habilidades.

Desarrolla a tu tiburón

maneater- árbol de habilidades

Estos árboles de habilidades complementan y ayudan al desarrollo de la anatomía, fisiología y sentidos. Esto se puede ver en la elección de distintas clases de mandíbulas, un sonar más agudo que nos ayuda a localizar las presas más nutritivas, una mayor resistencia en combate y una piel más dura, cuerpo, cabeza, aletas y cola.

Luchar y devorar presas es un trabajo secundario. El verdadero interés del juego es convertirse en el tiburón más buscado. Para eso se deben cumplir una serie de requisitos. Ir a playas o ríos y devorar personas. Aquello alertará a los cazadores y comenzarán a buscarnos. Es aquí donde aumenta la “Puntos de infamia” del tiburón si conseguimos devorar a los cazadores la clase de peligrosidad del tiburón aumentará a nivel 2 y así sucesivamente. En el menú del juego se puede ver a todos los cazadores veteranos que debemos devorar, siendo un total de diez.

Maneater puntos de infamia

El punto negativo de la jugabilidad es que todo se reduce a devorar. Los combates contra otras criaturas del mar son escasos y las misiones son repetitivas. Existen algunos coleccionables y puntos de interés de zonas que alargar la duración del juego, pero no le aportan nada al juego. No es por el solo concepto de controlar a un tiburón la jugabilidad se tiene que ver limitada. Tal vez una opción de elegir entre ser cazador de tiburón o el propio tiburón hubiera aportado mayor interés. Lejos de querer seguir avanzando, quieres terminar el juego para ver cómo termina por desarrollarse el tiburón.

Gráficos y sonido

maneater-gráficos y sonido

En cuanto a gráficos, Maneater no pretende ser de estética hiperrealista. Motor gráfico Unreal Engine 4 le da la estética adecuada que los diseñadores querían conseguir. Una estética tipo animación 3D con un estilo muy bien marcado en los personajes. En cuanto a los animales y el entorno se representa muy bien, como dije, incluso nos lleva a reflexionar cómo el desarrollo humano ha afectado gravemente el ecosistema.

El rendimiendo del juego en una PS4 estándar es pésimo. En algunos momentos vemos que los Frames caen estrepitosamente y la resolución baja drásticamente a verse tan pixelado como un video de móvil. Existen algunos bugs que arruinan la experiencia, sobre todo cuando los humanos saltan de los botes; se ve que están nadando en el cielo o que se quedan parados en la nada.

El juego ha llegado traducido al español con voces al castelllano. La editora Deep Silver le importa poco el mercado latinoamericano, tanto es así que incluso algunos de sus videojuegos ni siquiera llegan traducidos. Es una sorpresa que el juego haya llegado con voces de España. Pero esto no quita que el doblaje sea excelente. La música por su parte, queda en segundo plano, a veces e imperceptible y se ha quedado en ser una copia de la música de John Williams con la película de Tiburón (Jaws 1975)

En conclusión, Maneater tenía un gran potencial para ser el juego más original del año. La falta de desarrollo e interés por ofrecer algo más que devorar y convertirse en el terror del mar limitó la experiencia. Por otro lado, hace falta corregir los errores técnicos que entorpecen y opacan la estética y experiencia jugable.

Related posts

Reseña- Déraciné

Emilio Ruiz

Reseña – Hunter’s Legacy: Purrefect Edition

Gabriel Broca

Reseña Bloodborne

Gabriel Broca

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.