Publicado en: Reseña , Reviews
shenmue iii

Reseña – Shenmue III

Regresa después de 18 años y no ha envejecido bien

shenmue iii logo

Han pasado 18 años desde la última entrega de Shenmue. Se intentó revivir el proyecto en una infinidad de veces, pero nada se concretaba. Fue entonces, en el 2017 que surgió un proyecto de Kickstarter que las esperanzas de una tercera parte se estaban concretando. Después de tanta espera, el juego finalmente ha salido. Jugar este juego que en su momento revolucionó con sus mecánicas de juego y que ahora toma su misma fórmula hace que el juego se sienta como una obra muy anticuada, como si jugáramos una remasterización de la primera y segunda parte. No esperes un juego (cuya historia emplea continuidad para conectar con las anteriores partes) se sienta actual. La idea de este juego será revivir los viejos tiempos. Será momento de analizar cómo es que se llevó a cabo esto

Historia: una continuidad directa de sus anteriores juegos

shenmue iii historia

Shenmue 3 es una continuidad directa de la anterior parte. En una cinemática introductoria se resume todo lo vivido para quienes no recuerdan muy bien lo que sucedió o no estén muy enterados de los acontecimientos. Se debe buscar al asesino de Ryo Hazuki, por lo que el protagonista de la historia, en busca de su venganza, descubre que él es parte de una antigua profecía que involucra la mitad de un espejo que posee; si se junta con la otra mitad podría destruir el mundo.

En torno a la historia, no hay mucho más que decir. Todo se basa en los descubrimientos que hagamos tras las investigaciones y recorridos que el protagonista lleve a cabo. La historia principal puede mantenernos atentos por algunos momentos, otras veces se ve diluida por las actividades secundarias que hay alrededor de los escenarios. Para el colmo, después de 40 horas de juego, la historia no concluye, sino que queda a entrever que las cosas aún no se han resuelto, probablemente esto último puede disgustar a los seguidores más fieles de la serie, que pedían el cierre de todo un ciclo narrativo.

Jugabilidad: tan anticuada como hace veinte años

Shenmue iii jugabilidad

Shenmue fue todo un adelanto tecnológico en su momento, que desafortunadamente, esto mismo lo hizo envejecer muy mal. Esto se puede notar en la tercera parte que repite e incluso clona las mismas mecánicas de juego. Actividades secundarias, como minijuegos, coleccionables e interacción con los entornos, así como la posibilidad de hablar con los NPC o retarlos a duelo de artes marciales son algo que actualmente, los videojuegos, sean de mundo abierto o lineales, obligatoriamente deben tener. Esto es todo lo que tiene que ofrecer Shenmue III: Un paseo por sus escenarios con la posibilidad de interacción y nada de profundidad y con una gran carencia de sistema de juego, ya que, incluso en los combates de artes marciales, la jugabilidad se siente anticuada y desabrida. Para completar el cuadro de este videojuego sin alma, algunas de las acciones tan simples, como entrar a una casa o quitarse los zapatos se tienen que emplear Quick Time Events; debes oprimir el botón que te ordenan en pantalla para que el jugador sienta que está interactuando y no siendo espectador de cinemáticas en tiempo real.

Este es el proyecto de Kickstarter al que descaradamente sangraron los bolsillos de los fans, para que Sony se levantara el cuello de decir que están produciendo “el videojuego añorado por muchos jugadores”

Gráficos y sonido

graficos y sonido

Incluso los gráficos, animaciones y entornos se quedan por debajo de lo que un videojuego de alto presupuesto, financiado por muchos jugadores. El entorno es bastante regular, que no sorprende en lo absoluto, las animaciones y expresiones de los personajes son acartonadas, el sonido incluso se percibe inexistente y con muchos errores en las voces que no están sincronizadas y que incluso no coincide con las líneas de conversación. La única excepción son las melodías, que dan una correcta ambientación.

Resúmen

Tienes que ser muy fan o amante de la nostalgia para que este juego sea de tu agrado, pues lo único que hace bien es regresarnos a los tiempos en que este tipo de videojuegos nos sorprendían. Ni siquiera puedo calificar a Shenmue III como un videojuego contemplativo, ya que se queda corto para dicha extensión de la palabra. El juego no arriesga para nada y se mantiene exactamente igual a como fueron sus anteriores entregas y esto lo hace ver como un juego intranscendente.

Buenos puntos
  • La música es agradable
Malos puntos
  • La historia sigue sin concluir
  • Jugabilidad anticuada
  • Entorno poco interesante y gráficos también anticuados
Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.