Image default
Reseñas antiguas

[Reseña] The Walking Dead A New Frontier

Ya para finalizar el año,  Telltale games nos trae su más reciente aventura gráfica. En esta ocasión llega una de las temporadas más esperadas de su exitosa serie, nos referimos a The Walking Dead. Como siempre, este juego nos ofrece más una experiencia que una jugabilidad en sí, es decir, está cargado de cinemáticas en donde algunas ocasiones interactuamos por medio de Quick Time Events u oprimiendo algunos botones en el momento que se nos indique. Voy a revisar esta tercera temporada como un juego aparte, tratando de no entrar en tantas comparaciones con sus temporadas pasadas al menos que sea necesario. Como algunos sabrán, lo más destacable de la historia es que vemos a Clementine un poco más grande, para conocer cómo se ha desenvuelto en su mundo hostil. También hay que destacar que como siempre, el juego no ha llegado completo, se nos ha entregado los primeros dos capítulos en el estreno de su temporada.  Si bien el juego también se puede adquirir en formato físico, es importante señalar que aquí tampoco se incluyen todos los capítulos, sino se trata de un disco de pase de temporada. Mi forma de reseñar este juego va ser de la misma manera que Hitman. Revisé el juego general desde sus primeros episodios de estreno donde le di una calificación tentativa, que podría variar conforme se vaya desarrollando la temporada y que al final le sacaré una conclusiones finales en un artículo que recopila lo bueno y lo malo. Sabiendo esto, entremos en materia.

Un comienzo sólido y directo

Desde hace un tiempo Telltale Games no daba un comienzo tan sólido en sus series, con este primer episodio conocemos la vida de los protagonista de manera directa en el que apenas diez minutos de haberlos conocido sentimos como si ya supiéramos todo de ellos, esa sensación de empatía no se había sentido desde hace mucho tiempo en sus juegos y aquí está muy bien realizado. Han sabido manejar muy bien los lazos familiares que funcionan el motor de la trama y todo este sentimentalismo se exprime bien durante el transcurso los primeros dos episodios, sin caer en tantos clichés. La historia nos presenta a Javier, un hispano en el que a menos aquí en nuestro continente se nos hará fácil identificarnos con él por el simple hecho de pertenecer a nuestra etnia, aunque no suele comportarse con costumbres hispanas, sí nos ofrece un lenguaje al nuestro en algunas ocasiones. Junto a él y su familia viviremos nuevas aventuras donde veremos lo típico de una familia disfuncional en tiempo donde azota la muerte. Lo más curiosos de esto, es como dije hace un momento, no se comportan como una familia hispana o latina, tienen un carácter propio.

 

La aparición de Clementine

Desde el primer episodio nos topamos con Clementine, en una situación muy desventurada. La forma en que se introduce a este querido personaje no es del todo sorprendente, sino lo dejan pasar para darle más importancia a que el ritmo de la trama siga fluyendo. Esto quizá podría decepcionar a algunos fans de esta serie, que esperarían quizá una aparición más dramática, sin embargo, la historia también le dará un espacio para que conozcamos qué pasó con ella en los tiempos que estuvo, por así decirlo, fuera de foco.

¿Qué tal se ve y se juega?

El modo de juego sigue siendo particularmente el mismo. No hay que olvidar que estamos ante una aventura gráfica, por lo que no debemos exigir tantas mecánicas de juego y mucho menos tanta libertad como no las puede ofrecer un juego convencional. Todo lo que importa aquí es la trama y el desarrollo de los personajes. Todo lo típico de la serie de Telltale se conserva y esto va desde nuestras decisiones hasta una pequeña libertad de exploración de escenarios que a fin de cuentas es casi obligatoria para continuar desbloqueando las siguientes zonas o cinemáticas, como le quieras llamar. Aquí también se encuentra la posibilidad de exportar nuestras partidas de las temporadas pasadas para conservar las decisiones más importantes. En concreto, son muy pocas las innovaciones jugables, que a decir verdad, son casi imperciptibles. Pero como dije, estamos aquí para seguir una trama, tal como lo hacemos en una serie de televisión, con algunas oportunidades de cambiar algunos aspectos en su desarrollo.

Hace tiempo notábamos que los gráficos de Telltale Games se estaban quedando anticuados, a pesar de ser todos de una estética Cel Shading, el modelado de los personajes y su entorno se sentía como si fuese de cartulina. Esta vez su motor gráfico sí se ha renovado un poco, quizá haya sido razón por la que no se lanzó a Xbox 360 y PS3. Aunque para mí esto no es justificable, ya que debemos considerar que el juego se ha adaptado para que se pueda jugar en todas las plataformas posibles, incluyendo las móviles. En general se agradece que hayan trabajado un poco en eso.

Sonido

El juego nos ha llegado en inglés con subtítulos en español, aquí lo que más destacable es la opción del tamaño de los subtítulos, nosotros lo miopes lo agradecemos mucho. El nivel de las actuaciones de voz sigue siendo bastante buenas, donde las expresiones fáciles se sincronizan muy bien con lo que hablan y sienten.

En conclusión, esta tercera temporada de The Walking Dead arranca muy bien, con unos personajes sólidos que actúan con una personalidad muy bien marcada, que aunque no tiene comportamiento hispanos, hacen muy bien en darle una característica propia. Si bien la forma que se introduce a Clementine puede no ser la apropiada o un poco decepcionante, llega en un momento justo y se acopla muy bien a la vida y desarrollo de estos nuevos personajes, en el que se nos hará muy fácil encariñarnos con ellos, pero sobretodo, sentiremos al poco tiempo que ya los conocemos desde hace mucho tiempo.

Related posts

[Reseña] Project CARS 2

Emilio Ruiz

[Reseña] Darksiders Warmastered Edition

Luis Torres

[Reseña] Furi

Gabriel Broca

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.